¿Por qué Yoga?

Me presento: me llamo Laura y soy profesora de yoga en Karma Yoga Valladolid. Las fundadoras de Ahora Comienza el Yoga me han invitado a colaborar con ellas, una oportunidad que agradezco y no he querido dejar pasar, ya que me parece un proyecto muy interesante.

Me he formado en India y en España en cursos intensivos; sigo investigando y aprendiendo cada día. Las profesoras de yoga (y de cualquier otra disciplina) somos alumnas eternas. Aprendemos en los cursos de yoga, en los de otras áreas, dando clase, recibiendo clase y también observando a nuestro alrededor. Somos energía en continuo movimiento, nuestras interacciones nos enriquecen. Por ello agradezco formar parte de este blog: estoy segura de que puedo aprender tanto de ti como tú de mí.

Para este primer post quiero compartir contigo un poco de historia del yoga, sus beneficios y qué debes saber cuando decides ir a clase. Estás aquí porque sientes curiosidad y yo quiero ayudarte a resolver tus dudas: ¿por qué yoga?

por_que_yoga

Breve historia del yoga

Aunque no existe un origen exacto y documentado sobre el yoga en el mundo, sí que hay indicios de que se practica desde el año 6.500 a.C. No era el yoga que conocemos hoy en día, de esterilla, mallas de colores y secuencias estructuradas. Era una forma de buscar el equilibrio entre cuerpo y mente que se originó en el hinduismo, a pesar de que el yoga no es una religión, sino una ciencia de vida.

Se dice que el sabio Patanjali es “el padre del yoga” al haber sido el primer yogui en escribir sobre ello, dejando bien definido y estructurado todo lo relativo a esta forma de vida. A lo largo de 195 aforismos (un aforismo es una afirmación que sirve de guía) describe detalladamente la base de lo que hoy practicamos.

Posteriormente, se fueron creando las posturas y ejercicios de respiración que conforman las prácticas físicas. Aunque la práctica sobre la esterilla es una pequeña parte de un enorme todo: puedes practicar en cualquier momento, en tu día a día, sin necesidad de estar haciendo el pino. Ayudar a los demás, poner plena atención en lo que haces, cuidarte, respirar adecuadamente, liberarte de cargas que no te corresponden… todo esto también es yoga.

Es a partir del año 1.800 de nuestra era cuando los profesores de India empiezan a emigrar a occidente y llevar consigo sus enseñanzas. Poco a poco, popularizan el yoga y van abriendo escuelas en las que desarrollan estilos nuevos y adaptados a la forma de vida occidental. Así es como llegamos a lo que conocemos ahora, que sigue en continua evolución.

Karma Yoga Valladolid

Ayudar a los demás, poner plena atención en lo que haces, cuidarte, respirar adecuadamente, liberarte de cargas que no te corresponden… todo esto también es yoga.

Yoga: Definición y ventajas.

La palabra yoga procede de la palabra yugo y se traduce como unión: unión de cuerpo, mente y energía. Unión, también, de tu energía con la energía cósmica, del uno con el todo. El objetivo último del yoga es tu liberación, tu iluminación.

Para llegar a ese estado de iluminación, los yoguis practicamos determinados códigos de conducta social y personal (cómo tratarnos bien a nosotros mismos y a nuestro entorno), ejercicios de respiración, posturas con el cuerpo, ejercicios de concentración y ejercicios de meditación.

La base de la práctica física del yoga es la respiración. Cuando aprendes a respirar de la manera adecuada (por la nariz, aprovechando al máximo tu capacidad pulmonar, sintiendo el paso del aire por tu interior), tomas consciencia de cómo la respiración afecta a tu estado físico y a tu estado mental

Beneficios de la práctica de yoga

Colocarte sobre la esterilla a respirar, meditar y moverte te puede proporcionar una larga lista de beneficios. Algunos son más inmediatos y perceptibles, de otros te irás dando cuenta a lo largo del tiempo. Entre los más destacados están:

  • Mejora de la forma física.
  • Mejora de la coordinación, la postura y la percepción corporal.
  • Mayor fuerza y flexibilidad.
  • Mejora del funcionamiento de los órganos internos.
  • Mayor equilibrio de las secreciones de hormonas.
  • Aumento de la capacidad pulmonar.
  • Regulación del sueño.
  • Mejora de la relación con los demás y con el entorno.
  • Aumento de la memoria.
  • Aumento de la capacidad de concentración.
  • Disminución de la tensión y el estrés.
  • Mejora de la gestión de las emociones.
  • Aumento de la autoestima.
  • Mayor equilibrio, en general, a todos los niveles: físico, mental y emocional.
Karma_valladolid

Qué debo saber antes de ir a clase

Como ves, el yoga da para hablar e investigar mucho. Y, sobre todo, su práctica proporciona enormes beneficios y ventajas. Si sigues teniendo dudas sobre si practicarlo o no, te voy a echar una mano: no te fíes de lo que ves en las redes sociales.

No necesitas ser flexible y fuerte antes de entrar en clase por primera vez, no necesitas tener cuerpo de atleta ni de modelo, no necesitas saber hacer acrobacias, no necesitas haber leído todos los grandes clásicos del yoga, ni tampoco necesitas la esterilla más cara ni las mallas más coloridas del mercado. Lo único que te hace falta para practicar es tener ganas de cuidarte. Explora por tu zona, investiga todos los centros de yoga que encuentres, pregúntales horarios, tarifas, estilos y prueba. Prueba todo lo que puedas hasta que des con alguien con quien conectes, que te haga sentir que formas parte de una comunidad, que te haga sentir calidez, seguridad y calma, con quien consideres que puedes cerrar los ojos y dejarte guiar por sus indicaciones con plena confianza. Eso es lo más importante de todo. Lo demás irá llegando.

Espero que te animes y que, cuando hayas probado, compartas con nosotras tu experiencia. Nos encantará leer acerca de tu práctica.

6 comentarios en «¿Por qué Yoga?»

Deja un comentario